politica-ambiental-nuevo-620x420

POLÍTICA AMBIENTAL

 

Por Ing. Luis Eduardo Mejía Pedrero

La administración del profesor Fernando Zamora a través del Organismo Agua y Saneamiento de Toluca, está desarrollando el denominado Plan Hídrico Integral, documento toral que empieza a guiar la gestión del agua y que por vez primera se realiza en el este municipio.

Al respecto, es bastante interesante conocer su contenido y en este caso lo referente a la infraestructura de regulación y control de las aguas superficiales.

En el citado documento se asevera que el aprovechamiento del agua en las fuentes naturales ubicadas en la región depende en buena medida de la infraestructura existente y del estado físico de la misma. El inventario de cuerpos existentes en el municipio indica la presencia de 71 cuerpos de agua, bordos, derivaciones, presas y socavones mediante los cuales se aprovecha y regula el agua en el municipio de Toluca.

La mayor cantidad de estos almacenamientos lo constituyen bordos que son llenados a partir de la derivación de las aguas de los ríos Verdiguel y Tejalpa, cuyos usuarios pertenecen a la Junta de Usuarios del Río Verdiguel y a la Junta de Aguas del Río Tejalpa y sus Afluentes; cambiando la denominación está última a: Asociación Civil de Usuarios del Río Tejalpa y sus Afluentes, a partir de 1999.

La infraestructura de riego “hermana” a los municipios de Zinacantepec y Toluca, pues en el primero se ubican las presas de derivación y la mayor parte de la infraestructura de distribución, generándose un sistema complejo y reglamentado en tiempos y volúmenes..

El llenado de los bordos se realiza mediante diversas presas y estructuras de derivación, destacando “El Jaral” y “Los Álamos” para el río Tejalpa, así como Tlacopas y estructuras menores para el caso del río Verdiguel. Por lo general, el almacenamiento de los bordos se incrementa a partir del mes de septiembre, dando riego durante los meses de estiaje o en riego de punteo en los meses de marzo y abril.

Es menester mencionar que son contadas las estructuras que operan como vasos reguladores de escurrimientos, siendo los ubicados en el Parque “Sierra Morelos”, Parque “Alameda 2000” y la presa “Las Juntas”, esta última ubicada en Zinacantepec; por lo que no existe una capacidad relevante de regulación de avenidas para proteger a Toluca. Sobre este último punto, se han detectado tres socavones que pueden ser habilitados para tal fin.

Considerando la totalidad de almacenamientos que integran el sistema hidrológico con influencia en el municipio de Toluca, se totalizan 101 estructuras que se ubican también en los territorios de Almoloya de Juárez y Zinacantepec.

En los recorridos efectuados, la problemática general que se detecta es la baja rentabilidad de los sistemas, pues están dedicados en buena parte al riego de maíz. En segundo término se tiene el azolvamiento de los vasos, deterioro, robo o carencia de las estructuras accesorias como compuertas, válvulas, vástagos, vertedores, etc. Finalmente, no se hace un uso eficiente del agua pues se utiliza el riego rodado sin detectarse zonas con riego tecnificado.

Es menester comentar que no se contabiliza el agua utilizada, con lo que se estaría violando la disposición en la materia que indica la Ley de Aguas Nacionales y su Reglamento.

El fenómeno más notorio que está afectando a la infraestructura de riego en el municipio de Toluca, es la urbanización de campos de cultivo e inclusive la construcción dentro de los vasos de las presas y bordos. El caso típico fue lo sucedido con el Bordo “Las Canastas” que empezó a ser invadido a finales de la década de los 1980, con anegamientos recurrentes y que en 1995 se suscitaron exigencias por parte de los paracaidistas para contar con un reconocimiento de los predios federales que ocupaban y la dotación de servicios. El lecho de este bordo aun es una zona susceptible de inundaciones por el desnivel topográfico.

De manera semejante al caso anterior, se tuvo la inundación en julio de 2011 del fraccionamiento “Geovillas El Nevado” en San Francisco Tlalcilalcalpan, Almoloya de Juárez; donde resultaron afectadas 200 viviendas a consecuencia de haberse construido dicho desarrollo habitacional en el lecho de una presa.

En los recorridos efectuados en el municipio de Toluca, se pudo constatar que los bordos que están en una situación de riesgo por la urbanización son los ubicados en las cercanías del fraccionamiento “Las Bugambilias” en San Martín Toltepec, así como la presa “La Bandera” en Jicaltepec Autopan, asegurando que las afectaciones por inundación serán seguras en los futuros asentamientos alojados en los mismos.

Mención especial sobre los asentamientos urbanos irregulares en zonas lacustres son los de Tlachaloya 1ª Sección en donde la población lleva a cabo la invasión mediante el relleno paulatino del vaso de la presa José Antonio Alzate y la urbanización de la 3ª Laguna del Lerma en los terrenos “precarios” de La Constitución Totoltepec, en donde el espejo de agua se extendía hasta el paraje “El embarcadero”, denominado así por razones obvias.

PIENSA GLOBALMENTE, ACTÚA LOCALMENTE

Ha sido publicada la convocatoria para la renovación del Consejo Directivo del Colegio de Ingenieros Civiles del Estado de México, por lo que extiendo una invitación a todos mis colegas a ponerse al corriente en sus anualidades a fin de participar en este ejercicio democrático y seguir actuando con la ética y profesionalismo que hay llevado a nuestro colegio a niveles destacados en el ámbito internacional.

Reciban un abrazo de su amigo, Luis Eduardo Mejía Pedrero. Comentarios al correo luislalo@yahoo.com.mx Twitter @cuencalerma o por Facebook

Leave a reply