mitadsemana-620x420

A mitad de la semana

 

Por Julián Alfonso Chávez Trueba

 

Educación financiera

La mayoría de las veces, no sabemos en donde estamos parados, me refiero a saber qué hacer con nuestro dinero, con nuestros recursos y con nuestro tiempo; lo malo es que pocas son las personas que leen, y de esas personas son menos las que atinan a leer algo que realmente sirva en la vida cotidiana; lo que pasa es que es muy fácil encontrar autores que hablan con tecnicismos y sugieren invertir con mucho dinero, o incluso con sólo dinero, pero eso es justamente lo que buscamos tener y por ende no tenemos. Entonces esos consejos siempre se van a la basura.

El día de hoy, como una oferta, como una promoción, su periódico El Valle y un servidor, les traen sin costo alguno, la única e inigualable, ¡verdad financiera! …

Y sé que con el sólo hecho de dar esa mención se acaba la expectativa de la nota, pero a manera de ejemplo: si tenemos la enfermedad del alcoholismo, la única forma de querer estar sanos y sobrios es aceptarlo y saber en dónde estamos pisando. De la misma manera esta columna editorial lo que pretende es enterarnos de qué parte del complejo aparato financiero representamos para de ahí empezar a caminar.

  1. La mentalidad del pobre. Para las personas con mentalidad que no genera riqueza es: A) La culpa de que estemos pobres es por el gobierno, es que no le hemos rezado a Dios o la Virgencita, y por tanto nada se puede hacer. B) La familia mi hace fuerte, mi papá me presta y pues no le pago, cuando tenga hijos que trabajen y me mantengan. //No podemos estar culpando a los demás o a un ser supremo, de lo que nos pasa; la verdad es que estamos así por las circunstancias de nuestra vida y las malas decisiones que tomamos, además no podemos esperar que alguien más nos resuelva la vida, como un familiar, un amigo o la lotería.
  2. La mentalidad de la clase media. Las personas que generan riqueza con su trabajo piensan: A) Se debe de estudiar durante la infancia para poder tener algo que hacer, un trabajo que ofrecer, un esfuerzo mental o físico que ofertar. B) Con buenos conocimientos puedes lograr un trabajo estable, que te remunere con tus horas de trabajo. C) El dinero que se tiene, se debe ahorrar o invertir en un banco para que sea seguro // Sin duda suena mucho mejor que la mentalidad del párrafo pasado, se tiene un ingreso y por cada hora de trabajo me pagan algo, es decir, que la capacidad de ingreso depende de lo que aprendí en la escuela como formación académica, y de las horas que paso trabajando.
  3. La mentalidad del rico. Las personas que generan riqueza mediante negocio piensan: A) La escuela me da formación académica, pero no formación financiera, para poder ganar dinero más rápido. B) La renta de la casa, el pago del predial, de la luz, el teléfono, no se detienen cuando dejo de trabajar; antes de las 9 am y después de las 6 pm me siguen cobrando, ¿qué pasaría si gano mientras duermo? C) El negocio donde estoy yo todo el día, no es un negocio real, porque produce mientras lo atiendo; una empresa genera riqueza mientras duermo, juego o como, porque no necesita de mí, sino de mi idea de negocio o de mi dinero. D) Aprovechar recursos de otro, es decir, el tiempo de otro, los materiales de otro e incluso el dinero de otro para hacer más dinero, así no necesito estar ahí para producir dinero.

Esto es un pequeño análisis de la situación que tenemos respecto a nuestra vida. No se está diciendo que la gente que piense así sea pobre, clase media o rica, de forma plana, sino que esta forma de pensar no genera riqueza, porque hay gente adinerada que piensa como pobre y por eso las empresas fracasan, o por el contrario, gente pobre que piensa como rica y prospera.

Así que en resumen no esperanzarnos a que nuestra vida va a cambiar de un momento a otro, que el gobierno nos da dinero o que la lotería es nuestra, debemos de fijarnos una meta con objetivos que podamos alcanzar, aunque se tropiece en el camino. No existen negocios que sean fructíferos de inmediato, todos necesitan de crecimiento y maduración.

 

Leave a reply