h1

Parto Materno se ha Institucionalizado y Medicalizado: Sánchez

Nota: Laura A. Velásquez

Toluca, Méx.- Georgina Sánchez Ramírez, investigadora del Colegio de la Frontera Sur (Ecosur) explicó que en México, la atención del embarazo y el parto se ha institucionalizado y medicalizado, tratándolos como una enfermedad, por lo que es indispensable implementar modelos y espacios de alumbramiento para mayor comunidad de las mamás.

Ante esto sostuvo que existen propuestas sensibles y humanizadas de atención al alumbramiento a través de “Casas de Parto” que tienen funcionamiento a través de las parteras, labor no está reconocida ante el registro de profesiones, por lo que se encuentra con muchos retos a vencer, a pesar de que los alumbramientos en casas de este tipo reglamentadas tienen aspectos de calidad y costo del parto, con lo cual se podría mejorar la salud materna del país.

“Es indispensable la cuestión de normar y regular los centros de atención a los partos y reconocimiento de la profesionalización de las parteras”, señaló.

Al regular y dar normatividad a la atención de partería personalizada y centros de atención a los partos conocidos como “casas de parto”, podría ser una opción viable al parto humanizado bajo condiciones óptimas para que se dé un parto respetado.

Consideró que hay reglamentos a nivel internacional indican qué mujeres son susceptibles a atenderse en una casa de parto; los que no están en la categoría de alto riesgo, ni de mujeres que excedan ciertas edades.

Datos en México señalan que el 70 por ciento de los partos se dan en condiciones naturales porque las mujeres no tienen riesgos mayores, por lo que indicó que “en teoría” no tendría que haber elementos en contra de atender a los partos en estas condiciones, dijo.

En el país, las parteras son las que atendían todo lo relacionado con la salud materna, por lo que se ha demostrado que desde los modelos históricos se tenía previsto que las mismas podían atender a las mujeres a dar a luz a sus hijos, sin embargo, en la actualidad derivado de esta falta de reconocimiento de profesionalización ha desencadenado un problema fuerte en materia de partería, debido a que hay una baja de especialistas parteras.

“En el momento en el que la obstetricia moderna entra de lleno en el país, junto con políticas de población muy claras, se cierran las escuelas de partería en México y en el momento, se ve un surgimiento de la partería profesionalizada”, sostuvo.

Afirmó que derivado de la resistencia de ciertas costumbres afianzadas a la cultura local, las parteras han podido persistir y la atención en casas de parto, es mucho más económica, concluyó.

Leave a reply