np1

La Participación de la Mujer no Debe ser a Cambio de Cuotas

** El precandidato del PRD a la gubernatura mexiquense, Juan Zepeda Hernández, señaló que la participación de la mujer en la política debe alentar el cambio social que las beneficien pues siguen desconfiando de la política.**

** Consideró erróneo que la participación de la mujer se mida únicamente en términos estadísticos pues se deja de lado el análisis sobre su desarrollo en cargos públicos.**

Por: Ventura Rojas Garfias

Foto: Jaime Arriaga

Nezahualcóyotl, Méx.- No debe ser un tema de cuotas para cumplir con requisitos legales la participación de la mujer en la política, sino una política pública que aliente el cambio social y beneficie a  las mujeres, quienes siguen desconfiando de la política, señaló el precandidato del PRD al gobierno mexiquense, Juan Zepeda Hernández.

Consideró erróneo que la participación de la mujer se mida únicamente en términos estadísticos, pues se deja de lado el análisis sobre el desarrollo y resultados obtenidos por las mujeres en cargos públicos, así como la lejanía que un gran número de ciudadanas mantienen respecto a las actividades políticas.

Retomo que en  2016 la ONU reportó que un 22.8 por ciento de los parlamentarios nacionales eran mujeres, porcentaje superior al registrado en 1995, que fue del 11.3 por ciento. Mientras que hasta junio de 2016 había 38 Estados nacionales donde las mujeres representaban menos del 10 por ciento del total de los parlamentarios en Cámaras individuales o Cámaras bajas.

En el Estado de México, dijo, se registran incrementos estadísticos en la participación de la mujer, aunque sigue siendo secundaria su participación en política. Señaló que entre 1991 y 2015 se disputaron mil 112 cargos para gobernar las respectivas Alcaldías mexiquenses, sin embargo, de ese total de personas electas para gobernar una alcaldía sólo 72 fueron mujeres, es decir el 6.4 por ciento.

En los últimos trienios ha aumentado el número de mujeres alcaldesas; en el periodo 2013-2015 el porcentaje fue de 11.2 por ciento, mientras para la gestión 2016-2018 se alcanzó el 16 por ciento de mujeres que tienen la titularidad de un gobierno municipal, respecto del total de las alcaldías.

Por lo que en términos estadísticos puede advertir un avance gradual de la mujer, producto de las recientes reformas electorales que establecen cuotas de participación femenina para los partidos políticos, no obstante, debe cuestionarse si esto realmente está mejorando la percepción de la mujer respecto de la política, y sobre todo si estas medidas la benefician en su vida cotidiana.

Sin embargo dijo que lo más preocupante, es que entre las mismas mujeres no se identifica, ni se considera relevante el contar con una agenda de género y a la participación política no se le percibe como una vía de cambio, pues se parte de la desconfianza generalizada hacia la aplicación de las leyes y los representantes populares. Por ende no se le ve como una ruta para generar la equidad de género.

Finalmente dijo el precandidato perredista afirmó que ante estas dudas es urgente incentivar políticas públicas que fortalezcan liderazgos de ciudadanas, apoyar a organizaciones no gubernamentales de mujeres, reforzar programas de transversalidad de género, y alentar la participación femenina.

Leave a reply