guionbajoatole

EL VALLE DEPORTIVO

Pedro Eric Fuentes López

He leído infinidad de comentarios con relación a los propósitos que cada quien se traza y que tienen como base la modificación de costumbres y añejos hábitos que dejaron de ser funcionales y que hoy, con una necesidad de emerger de mejor forma se busca trascender a toda costa y la verdad me han resultado sorprendentes y por momentos, dignos ejemplos a seguir o al menos, imitar para tratar de “cambiar”…

Y así como los detalles personales invaden nuestra capacidad para que surtan efectos en una transición, el deporte y la cultura física también pasan por esta etapa que debe, necesariamente, redundar en beneficio de la población de nuestro entorno.

Muchas veces hemos sido testigos como los renovados deseos pasan por el tema del ejercicio físico, pero dejamos de lado la buena instrucción de personal calificado para llevar a cabo nuestra misión.

Por ello, hoy celebro que los cambios que inundan este sector se vea impregnado de gente capaz y comprometida con el desarrollo de los planes y programas del deporte en general. Es cierto, hoy cuando está en boga la llamada transformación (en todas las esferas) no podemos dejar de lado la situación personal y grupal y sumarnos a la política de cambio, de consolidación, de nuevas estrategias, de ser parte fundamental para que el país avance y se llegue a un nivel óptimo, tal como son esos deseos y propósitos de los cuales mucho se ha hablado.

Es momento de abrir la brecha generacional y multiplicar adeptos para generar mayor y mejor empatía desde la niñez, que el acompañamiento exista desde temprana edad para que se consigan los resultados esperados, pero para eso hay que entrarle todos desde nuestras trincheras, con la única suplica de que sea con conocimiento de causa, con estudio y más aún con la firme convicción de generar cambios!

El deporte mexicano sufre cambios a cada instante. Las ideologías mutan en todo momento y solo deberá prevalecer buscar afanosamente ser mejores cada día pero con ideas claras y que surtan efecto a la brevedad inmediata. Insisto, la tarea no es solo una persona o de un solo equipo de trabajo, no! al contrario, es de todos los que fomentamos, promovemos y difundimos la cultura física y el deporte.

A finales del 2018 se dejó en claro que el cambio estructural en el deporte nacional provocaría una masificación de las bases de dicho sistema, y esto apenas está en marcha, por lo que soy de la idea de que hay que dejar trabajar a quienes hoy engalanan las diferentes áreas funcionales y conocer de cerca sus proyectos y desarrollos y solo hasta entonces y con base emitir juicios y no adelantar y mucho menos desear que vaya a la baja.

Así pues, con este texto y aprovechando la coyuntura que lo permite, quiero expresarte mis más amplio agradecimiento absoluto por haberme acompañado a lo largo de, particularmente, un año lleno de sinsabores y amargura, realidades que seguro estoy y como lo señalo, son factores fundamentales para trazar una nueva esperanza basada en el cambio sano, leal, pero sobre todo real.

Gracias a mi casa editorial El Valle, por la mágica oportunidad de seguir plasmando mis ideas y respetarme cada una de mis líneas, que dicho sea de paso, son con la firme convicción de que encuentre eco en ti y de que, si se considera, sirva de algo para todos, comenzando evidentemente desde casa, pasando por la escuela, por las canchas, por las federaciones, asociaciones, entrenadores, equipos multidisciplinarios, iniciativa privada y organismos gubernamentales, con la firme intención de aportar algo, que aunque mínimo, seguro estoy que algo tiene que ver con lo aprendido a lo largo de este largo viaje que emprendí hace unos ayeres…

El sinónimo de esto se traduce a que el éxito se basa en el trabajo diario, en el estudio y en la progresión buscando la excelencia. Conmino a todos los responsables directos de nuevas responsabilidades y encargos profesionales en la materia que realicen su esfuerzo cabal entre la población, que la sinergia que produce el deporte, la recreación, la educación física, está directamente en el deporte social y que de ahí se desprende un hermoso abanico de posibilidades para tener el deporte que deseamos.

Me queda clarísimo que se puede cambiar nuestra forma de ser con base en sumar cambios en nuestras conductas personales y sociales y en nuestras actitudes, creencias, expectativas y pensamientos, por tanto, creer y sentir amor y pasión por nuestra cultura deportiva nos hará exhalar el grito de satisfacción que puede modificar nuestro entorno.

 Que este 2019 sea el parteaguas de un nuevo rumbo para ti y tu familia; que la bonanza invada tu núcleo y que seas el portavoz de grandes expectativas y sueños, pero sobre todas las cosas, que la salud sea un factor a favor como punta de lanza para conseguir esos propósitos que señalé al principio.

 

Éxito y pásenla bien!!!

 

Leave a reply