barrera-n-620x420-2

“DESDE LA BARRERA”

QUIEN NO QUISIERA VERLOS

DE NUEVO?: ELIUD TERRAZAS CEBALLOS

POR: SERGIO GARZA GUTIERREZ

Quién de nosotros no quisiera tenerlos con nosotros un momento siquiera?, esta tradición que en nada debe de parecerse, ni compararse porque es única con la tradición que no es este país, como lo es el halloween, es una tradición que no debemos de dejar perder, en ella se encierra toda nuestras tradiciones y nuestras costumbres, por eso hoy la sección 17, en uno más de los eventos que les convoque a ustedes, reafirma ésta tradición del día de muertos, estas fueron las palabras del profesor Eliud Terrazas Ceballos, Secretario General de la Sección 17 del Sindicato Nacional de Trabajadores en el Valle de Toluca durante la inauguración de la ofrenda montada por el Día de Muertos, ubicada en sus instalaciones en pleno centro de la Ciudad de Toluca.

Acudieron el, profesor Eliud Terrazas, el representante del Comité Ejecutivo Nacional del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación el profesor Juan Gabriel Corchado, Jefes de Departamento, Jefes de Sector, así como los Secretarios de las diversas carteras de este Comité Seccional en pleno dentro de otras personalidades.

Continuando con su mensaje el titular del SNTE en la Sección 17 expresó la siguiente interrogante: Quien de nosotros no quisiéramos ver tan solo por un momento a una persona que ya no está más con nosotros?, quien no quisiera por solo un momento escucharla?, en esta fecha en la cual por tradición muy mexicana honremos a nuestros fieles difuntos, a nuestros muertos, una tradición muy nuestra, y a lo largo de toda nuestra historia, nuestra cultura a partir de que se unen esas dos culturas, tenemos esta costumbre que hoy a lo largo de tantos años, seguimos incentivando.

Nuestros difuntos, nuestros seres queridos que no más están aquí, nos esperan allá en el remanso de paz donde ellos se encuentran, pero mientras tanto, su recuerdo aquí en la tierra, los mantiene vivos con nosotros.

De la misma forma subrayó atinadamente que el día uno y dos de noviembre, nosotros los mexicanos, llevamos a cabo esta fiesta en la cual los recordamos, en la cual unidos en familia, recordamos a esos pasajes, esas anécdotas que juntos comimos y bebimos cuando en vida estaban con nosotros.

En la ofrenda misma de nuestra casa, y que decoramos, que conformamos, colocamos elementos que en vida a ellos les gustaba, que en vida ellos con nosotros departíamos, alimentos, algunas cosas que nos hacen recordarlos a ellos y que el día primero y el dos de noviembre, en esas fechas, están en nuestra mente más vivos que nunca.

Finalizó su intervención agradeciendo a los asistentes y los conminó a que sigamos incentivando allá en nuestros hogares, con nuestra familia inclusive en nuestras escuelas, esta gran tradición del día de muertos, y por ese motivo esta ofrenda es la muestra clara de que seguimos incentivando nuestras tradiciones mexicanas como es el día de muertos.

Cabe señalar ilustre lector que la ofrenda del día de muertos de la región centro del Valle de Toluca es la Otomí, la ofrenda es una convivencia con los muertos es una plática a sus recuerdos, es poder compartir la sal, la tortilla, las frutas, y demás manjares.

Hay que hacer énfasis en que dentro de los elementos esenciales que se colocan son el agua que significa la fuente de vida, se ofrece a las animas para mitigar su sed después de un lago recorrido y fortalecer su regreso, la sal es un elemento que coloca para que el cuerpo no se corrompa en su viaje de ida y vuelta, las veladores a través de la fama significa la luz, la fe y la esperanza, el copal se utiliza para limpiar el lugar de los malos espíritus y así las almas puedan entrar sin ningún problema, las flores son símbolo de festividad por sus colores y estelas de aromas.

Por ejemplo el petate es para que las ánimas puedan descansar, el pan es el cuerpo de cristo, el mole de guajolote es el platillo favorito que se coloca en la ofrenda, las calaveras de azúcar son importantes y hacen alusión a la muerte, las pequeñas dedicadas a la trinidad y las grandes al padre eterno.

El licor es para que recuerden los grandes acontecimientos y además de agradar sus vidas, el papel picado significa recibir con sus prendas limpias además de otros elementos importantes que nunca deben de faltar como las diferentes frutas, figuras de animales de dulce, además de chocolate, mezcal y pulque, todo esto se coloca en la ofrenda además de la flor de cempasúchil es la que guiara y se colocara como camino para que os difuntos puedan llegar sin ningún problema a su casa y de igual manera regresar al panteón.

Sin duda que ésta es una de las más bellas tradiciones que tenemos los mexicanos,  y que no se ha perdido, y desde este espacio reconozco a la Sección 17 del Valle de Toluca del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación por fomentar entre sus agremiados, así como con los padres de familia y sus alumnos a que no se pierda esta parte fundamental de la cultura de los mexicanos: HASTA AQUÍ MIS LINEAS…

COMENTARIOS: mi_columna@yahoo.com.mx

www.elvalle.com.mx/desde-la-barrera

TWITTER: @tubalcain.garza

 

 

Leave a reply