P1

Continúan labores de apoyo a damnificados por inundaciones del Lerma  

Por: Sergio Nader O.

Foto: Jaime Arriaga

 San Mateo Atenco, Méx.- Debido a las fuertes lluvias que se registraron el pasado sábado, el Río Lerma sufrió una ruptura y se desbordó afectando a cientos de casas y zonas de cultivo en el municipio de San Mateo Atenco y Lerma, por lo que desde el momento en que se reportó el hecho, el gobernador Alfredo Del Mazo Maza giró instrucciones para atender a los damnificados y para activar los protocolos de actuación.

De esta manera, 500 servidores públicos del Estado de México trabajaron por más de 30 horas ininterrumpidas en la atención a los damnificados y las 600 casa dañadas por esta contingencia, además de las labores de elementos del Ejército mexicano, en la reparación de la fisura de 15 metros de ese cauce para controlar el desperfecto y evitar de forma más eficiente el riesgo de otro escurrimiento hacia el área urbana.

En estas maniobras participaron en dos frentes 35 elementos del Grupo Tláloc y 30 de la Policía Estatal; en otros puntos también trabajaron integrantes del Ejército Mexicano y trabajadores municipales de San Mateo Atenco quienes realizaron acciones para auxiliar a las familias afectadas y contener el daño en el bordo del cauce.

Por su parte, la Comisión del Agua del Estado de México (CAEM) colocó más de 5 mil costales para estabilizar el terraplén cercano a la fisura del bordo izquierdo del Río, con lo que pudo contener el flujo del agua.

En este trabajo conjunto, la Secretaría de Seguridad del Estado de México desplegó un aproximado de 100 elementos de Proximidad, los cuales realizaron labores de apoyo, resguardo y asistencia, además de que el DIFEM informó que en atención a la población afectada ha proporcionado 30 baños móviles, 30 tinacos, 1 mil 500 despensas, 8 unidades móviles, 500 pares de botas, y ha desplegado 100 personas en seis zonas.

En los albergues ubicados en las parroquias del Centro y de San Lucas se ofrece alimentos, ropa y vacunas y también se brinda el servicio de regadera.

En cuanto a la Secretaría de Salud, desplegó brigadas en las que participan 16 médicos,  17 enfermeras, 40 TAP’s, ocho administrativos y dos unidades móviles con dos médicos, dos enfermeras; sumando un total de 85 recursos humanos. Se han brindado 17 consultas médicas otorgadas a la población afectada con los siguientes diagnósticos: 12 Dermatitis y cinco Infecciones Respiratorias Agudas (IRAS).

Otras de las acciones que se realizaron son los recorridos por los seis barrios afectados, visita a 310 casas, de las cuales 49 resultaron inundadas, distribución de 196 dosis de Albendazol y 200 sobres de Vida Suero Oral, así como aplicación de 50 dosis de Toxoide Tetánico Diftérico (TTD).

La Conagua, por su lado, indicó que continuará la revisión del resto del bordo para identificar algún otro punto que deba atenderse o que se haya debilitado por los eventos del pasado sábado en la madrugada, y se continuará con las actividades de vigilancia epidemiológica y seguimiento del evento.

El grupo estratégico, integrado por los tres niveles de gobierno, dio atención a la contingencia por el desbordamiento de un tramo del Río Lerma, por lo que desde el primer momento activó el Plan de Auxilio a la Población Civil en Casos de Desastre, denominado Plan DN-III-E.

Los funcionarios reiteraron su compromiso con los mexiquense de continuar trabajando hasta que se repare la fisura y que las viviendas de la población no presenten afectaciones.

Cabe destacar que el gobierno del Estado de México reportó que fueron 600 casas dañadas y 2 mil 668 personas afectadas, sin embargo, fueron mil 200 casas con daño y 4 mil 200 damnificados de acuerdo a los que dice el ayuntamiento de San Mateo Atenco.

Leave a reply