Coaching

 

El Mundo del Coaching

 

Por: Patricia Uruñuela

“Solo te pido que entres a mi casa con respeto. Para servirte no necesito tu devoción, sino tu sinceridad. Ni tus creencias, si no tu sed de conocimiento." Anónimo

Salud o enfermedad ¿Qué decides?

Dentro nuestro, en nuestro interior más profundo, existe un lugar desde el cual todas las cosas son posibles. Cuando decidimos ir hacia nuestro interior y preguntarnos: ¿Que estoy haciendo mal?, o quizás deberíamos decir ¿qué está pasando conmigo o por qué me siento mal? Necesitamos cuidar bien nuestro pensar y sentir ya que puede ser una fuerte consecuencia en nuestro cuerpo. Hay que tener una actitud mental positiva ante nosotros mismos, hacia los demás y hacia la vida en general. El sentirnos conectados espiritualmente con todo lo bello y con Dios se ha hecho ya una perdida para muchos, y eso hace que no hagan lo que realmente quieren y aman. Pues todo se ha convertido en necesidad de tener dinero, dinero y dinero. Olvidando lo más importante “A nosotros mismos” Es urgente que hagamos un alto y si realmente queremos una vida dichosa y afortunada.

Sentirnos conectados espiritualmente, es saber que algo muy superior a nosotros guía nuestros pasos. (Llámese alma, espíritu, o lo que nos da vida) Que nada es casual, que todo tiene un por qué. La casualidad no existe. Todo lo que nos pasa, lo que acontece en nuestra vida es por algo, tiene una razón de ser. Lo único permanente, que perdura más allá de la tumba, es la conciencia. Cuando nuestro cuerpo, mente, emociones y acciones estén en armonía será cuando estemos en sintonía, en un óptimo estado vibracional y por tanto se manifestará una salud plena. La única forma de empezar a controlar nuestra propia vida es vigilar el modo de ver la vida, nuestra manera de pensar, sentir, y solo así controlaremos nuestra palabra y nuestras acciones. Todo lo que pensamos y creemos, justamente va creando nuestro hoy y el mañana. Nosotros somos responsables en un porcentaje muy alto de nuestra vida, salud y de la enfermedad (Déficit o nivel de complejidad). Esto no se tiene que percibir de forma negativa, sino todo lo contrario, hay oculto un mensaje positivo. Nuestra mente es tremendamente

Poderosa, nos puede hundir y enfermar, pero al mismo tiempo nos puede salvar y curar. Sólo de nosotros depende.” Escuchar y entender lo que la mente le ordena a nuestro cuerpo” Y júrenlo que nos es aprender hablar en otro idioma para poder escuchar SOLO ES QUERER HACERLO. Nuestra maravillosa mente es el meollo del asunto de todo lo que nos acongoja, claro que ya en sincronía con nuestras extraordinarias membranas, células, glándulas, órganos, viseras, etc. Hacen el universo más perfecto y mientras más nos acoplemos a él más información va requerir y mejores soluciones tendremos. Si cambias tu presente, cambiarás tu futuro. El mayor negocio que existe es el negocio de la enfermedad. No dejes tu salud en manos de otros, responsabilízate tú mismo. Recordemos que la única forma de curar una enfermedad incurable, es desde nuestro interior más profundo. Y te recuerdo que, si el miedo te limita ver tu visión y salud, dale la espalda y ve por tu fuerza de voluntad y autoestima que seguramente esas son las que siempre te van apoyar a ser mejor. Siempre con amor y respeto.

Hasta que nos volvamos a encontrar que Dios nos bendiga a todos

Patricia Uruñuela

Terapeuta Alternativa y Máster Coach en PNL e Integrativa www.patyuru.com

Consultas, Cursos y Conferencias

Leave a reply