E3

Abrogación de la ley ISSEMyM afectará servicios de salud: Peredo

Por: Ventura Rojas Garfias

Foto: Jaime Arriaga

Toluca, Méx.- Luego de la aprobación  de la abrogación de la ley ISSEMyM, el director de dicho instituto, Alberto Peredo Jiménez indicó que desde enero del 2019 vendrá un déficit que golpeará a las nuevas pensiones, pues dijo que la crisis de ese instituto deriva de que aumenta la población y ellos sobreviven de contraprestaciones que otorgan los usuarios, pero si la cuota no se ajusta al gasto viene un déficit.

 En entrevista, señaló que al  abrogase  la ley, regresamos a la anterior que no tiene las cuotas suficiente. “La crisis no viene de acciones irresponsables, sino de que ha aumentado el número de trabajadores que pueden pensionarse, ha disminuido el número de servidores en activo; se han encarecido las enfermedades y los medicamentos”.

Ante ello, dijo que espera que la Legislatura local formule una nueva ley que tenga los mismos preceptos de la que ha sido abrogada y señaló que la principal afectación no sería a las pensiones actuales que ya están fondeadas; sino a las nuevas.

Dijo que se corre el riesgo de que a partir de enero se entre en un déficit que va a golpear primeramente las pensiones, no las que están curso que están fondeadas, sino las nuevas, porque no tenemos la recaudación suficiente;  si se prolonga la nueva ley será más grave”.

En tanto re calcó,  que el único deudor del pago de cuotas al ISSEMyM es la UAEM, con un pasivo de mil 900 millones, por lo cual les han dado la oportunidad de pagar el siguiente año.

Asimismo dijo que los problemas financieros del ISSEMyM, no son  acciones irresponsables; se deben a  que los gastos en materia de pensiones han crecido en los últimos 20 años de forma acelerada y exponencial y  la población de servidores activos ha disminuido.

Explicó que en el  año 2000 por cada pensionado había 16 servidores públicos en activo que mantenían al instituto, pero en 2017 la proporción bajó drásticamente a 6 trabajadores por cada pensionado y en los siguientes años los servidores que podrán solicitar pensión pasarán de 63 mil a 150 mil, con lo cual sólo 2 trabajadores activos sostendrán con sus contribuciones a cada pensionado.

Aunado a que la atención a la salud ha incrementado sus costos, pues en 2011 el gasto promedio en salud por trabajador era de 4 mil pesos al año, para 2018 aumentó a 8 mil pesos, principalmente por el incremento en el costo asociado a enfermedades de alto impacto como: diabetes, cáncer y los males cardiacos, pues cada caso puede superar el millón de pesos.

 

Leave a reply